Las playas del Pacífico son Pura Vida

La partida de Boquete fue con destino a Costa Rica. Madrugué para tratar de llegar cuanto antes a Playa Hermosa y esperar a Ine y las chicas aprovechando un poco el día. 6.30 ya estaba desayunado y a las 7 en el bus rumbo a David. Tuve la suerte de encontrar rápido una conexión que iba a San José y pasaba por Playa Hermosa. Así me evitaba las tres combinaciones que tenía pensado hacer y ganaba algunas horas.

Pasado el mediodía ya estaba en el pequeño pueblito de tres cuadras sobre la playa. Un mercadito, algunas casas… y no se necesita mucho más. La arena negra y la mayoría de los visitantes del lugar surfers. Después de un poco de playa llegaba Ine y el reencuentro.

Pasamos algunos días en estas playas de arena oscura. La sensación de despreocupación absoluta en un pueblito perdido en el pacifico. Un lugar con mar para vivir tranquilo. De noche no hay un alma, solo el ruido del mar. Uno de los tantos lugares de este viaje en donde valdría la pena quedarse un mes o más descansado y disfrutando.

Como se repetiría en todo Costa Rica, gran parte de los dueños de los hostels son extranjeros, principalmente estadounidenses.

Estando en Playa Hermosa fuimos al Parque Nacional Manuel Antonio por el día. Salimos a hacer dedo a la ruta temprano y en seguida un jeep nos acercó unos kilómetros para después tomarnos un colectivo.

Una vez dentro del PN nos encontramos con monos y mapaches. Caminamos un poco y nos instalamos en una de las increíbles playas. Después de pasar un rato por el mar nos dimos cuenta que no se podían dejar las mochilas sin vigilancia. El problema es que los monos dan vueltas por los arboles y ante cualquier descuido se llevan alguna bolsa con comida, una cámara de fotos o hasta abren una mochila para sacar algo muy prolijamente. Si uno no quiere sufrir el robo de la cámara, la billetera o el pasaporte es mejor tener cuidado.

Los mapaches son peores que los monos ya que se acercan y aunque uno los trate de espantar no se van. En una de las tantas visitas de los mapaches fue que nos quedamos sin almuerzo, que era una bolsa de pan lactal (tampoco era tan elaborado ni tanta la comida). La víctima del ataque fue Ine mientras el resto andábamos en el mar. En un segundo ya tenían el pan y se lo disputaban entre ellos.

El PN y sus playas es increíble pero ante esta constante situación de ataque al final uno no se puede relajar o dormir demasiado porque tiene que estar atento a lo que pasa alrededor.

De Playa Hermosa, siguiendo por el pacifico y después de 7 horas de viaje llegamos a Santa Teresa. Tres colectivos y un ferry para poder llegar a destino. Ya empezábamos a ver como es el transporte y las rutas en Costa Rica. Los kilómetros que habíamos recorrido eran muy pocos, las horas de viaje muchas.

Una semana instalados en Santa Teresa, mucha playa, descanso y el primer intento de hacer surf. Una clase y algunas horas en el mar con la tabla. Algunos atardeceres sobre el mar y más momentos.

Estando en Santa Teresa nos movimos un par de horas a dedo para conocer Montezuma. Un recorrido a pie por el lecho de un río para llegar a las cascadas desde donde se puede saltar de algunas, la más alta de unos 15 metros aproximadamente. Salto obligado.

La larga estadía en Santa Teresa terminaba y seguíamos rumbo a Tamarindo. De nuevo las rutas de Costa Rica ponían algunas trabas pero de todas formas llegábamos a destino. Mucho descanso, fútbol y algo de surf, no más que eso durante una semana.

En los últimos dos destinos visitados la gente con la que nos encontrábamos era diferente a los viajeros que había estado cruzando meses atrás. El ambiente de tranquilidad cambiaba por un ritmo más movido. Gente que estaba en sus 15 días o mes de vacaciones y con otro ritmo. Más noche, más salida, más alcohol, de todas formas yo no me sumaba mucho a esa movida.

Anuncios

Etiquetas: , , , ,

About Rutina Cortada a Cuchillo

Un blog con el que salimos cuando podemos a contarles lo que vemos. Deberíamos salir menos, estamos empezando a dormir mal. No nos gusta la polenta, los domingos tristes y la gente que dice setiembre (¿por qué no dicen también otubre?). Nos gusta complejizar lo simple y descontracturar lo complejo. Nunca aprendimos las tablas de memoria, los números primos y las divisiones con fracciones. No congeniamos con lo formal y tampoco adherimos a lo normal. rutinacortadaacuchillo.com

Trackbacks / Pingbacks

  1. Rafting y al Caribe « ¿Donde está Monte? - 10/01/2012
  2. 205 días « ¿Donde está Monte? - 12/01/2012

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: